Al colectivo artístico AES+F no le importa que se le presente como frívolo o kitsch. Su estética está en el umbral muchas veces del considerado generalmente mal gusto.